Lost your password?
Are you a new user?

Cuatro Ciénegas permite entender las reglas iniciales de la evolución

Cuatro Ciénegas helps to understand the initial rules in evolution
Jurasic origin of the place confirmed; by not protecting it would be an incredible loss for human kind

ROSA MA. CHAVARRÍA

Se confirmó el origen Jurásico del lugar; no protegerlo sería una pérdida increíble para la humanidad

Valle de Cuatro Ciénegas en Coahuila es la única ventana hacia el pasado que se tiene en el mundo. Ello convierte a México en un país privilegiado para observar el origen y el futuro de la vida y, por ello, es indispensable aplicar medidas de rescate y conservación en esta zona, advirtieron especialistas del Instituto de Ecología de la UNAM.

Durante el proceso de la investigación.

Un trabajo publicado en la revista Nature, confirma la hipótesis de Valeria Souza Saldívar, investigadora de dicha dependencia universitaria, al comprobarse que Cuatro Ciénegas perteneció al mar Jurásico y aún contiene, asombrosamente, una parte de la vida que había cuando la Pangea (el continente originario) estaba conformada.

Con la investigación del grupo de Forest Rohwer, de la Universidad de San Diego, California, publicada en coautoría con Valeria Souza, puede afirmarse que la zona es el laboratorio vivo para grandes estudios de esa etapa de formación de la Tierra.

En el artículo, “Biodiversity and Biogeography of Phages in Modern Stromatolites and Thrombolites”, los autores comparan el metagenoma de dos estromatolitos de Cuatro Ciénegas con estromatolitos del mar de las Bahamas.

Los estromatolitos, explicó la investigadora, son estructuras organocalcáreas producidas por comunidades complejas de bacterias y arqueas. El metabolismo conjunto de las bacterias y arqueas que viven en la superficie del estromatolito precipitan el carbonato de calcio que está disuelto en el agua. “Éste es un proceso parecido a la formación de los corales actuales y podríamos decir que las cianobacterias que forman los estromatolitos de Cuatro Ciénegas no sólo son responsables de los grandes arrecifes del pasado, sino también del oxígeno de este planeta, el cual liberaron burbuja por burbuja”.

El estudio comparativo muestra que el estromatolito de pozas azules es más parecido al del mar de Bahamas que al del río Mezquites, en el Valle de Cuatro Ciénegas.

Valeria Souza alertó que de mantenerse el deterioro de este tesoro evolutivo, biológico y genético, sería una pérdida increíble para la nación y la humanidad. Es un sitio único en el orbe, que permite entender las reglas iniciales del juego de la evolución.

Pozas azules.

En conferencia de prensa, ella y Luis Enrique Eguiarte Fruns, también de Ecología, señalaron que este vestigio es una máquina del tiempo.

Para la ciencia y la biología, dijeron, Cuatro Ciénegas fue descubierta en los años 60 y 70, cuando se describió la gran cantidad de peces distintos a los de cualquier otra parte del mundo, de especies endémicas de crustáceos, artrópodos acuáticos, tortugas, caracolitos y estromatolitos. Estos últimos son los organismos que se encuentran en el registro fósil más temprano de la Tierra y existen en pocos lugares: marinos extremos y ambientes de aguas dulces.

Fue hasta 2006, cuando Souza descubrió la gran diversidad de bacterias que hacen a este valle un lugar excepcional. El hallazgo, realizado con sofisticadas técnicas moleculares, sugirió la hipótesis de que estas bacterias tenían un origen muy antiguo y marino.

Con la colaboración de expertos de la Universidad de San Diego, California, la investigadora encontró que los virus asociados a estas bacterias también tienen afinidades marinas únicas.

Se trata, precisó, del sitio más importante en el planeta para demostrar cuál es el origen de las múltiples especies que lo habitan, con lo que además se pueden probar un sinnúmero de hipótesis evolutivas y ecológicas.

La reconocida especialista en el estudio de la evolución y la ecología de microorganismos, detalló que la fotosíntesis ocasionó cambios radicales en el mundo y dejó la única evidencia fósil de esta gran explosión de vida inicial hace cerca de tres mil 500 millones de años.

Si se piensa igual que Charles Darwin, externó, se tiene que explicar esa gran diversidad de microbios en un lugar que sea continuo en el tiempo, antiguo, aislado, con adaptaciones locales en los organismos que viven ahí.

Cuatro Ciénegas, subrayó, tiene esa señal antigua, de continuidad en el tiempo, que permite estudiarla como un laboratorio. La mitad de las bacterias que pueden aislarse con métodos moleculares son marinas, expuso, al resaltar que encontraron que la mayor parte tenían filiación marina y eran diferentes a lo conocido, por lo que se comprobó que el área estudiada pertenece al Jurásico.

Los virus de los estromatolitos, explicó, todavía mantienen la señal marina de sus ancestros, a pesar de que el mar estuvo ahí hace 200 millones de años, lo que es sorprendente porque los virus recambian cada semana. La pregunta es por qué sostiene una indicación tan antigua. Se debe, detalló, a que las bacterias a las que atacan siguen siendo marinas.

También demuestra que la comunidad marina siempre tuvo Sol y agua y un ambiente extremadamente pobre en fósforo. No se detuvo la evolución en este sitio, sino que ocurrió en forma diferente: estos microorganismos no fueron sustituidos por otros, siguen vivos y forman todo en el valle.

Además, Cuatro Ciénegas permite entender, como en ninguna otra parte de la Tierra, qué ocasionó que hubiera tal diversidad de vida, ya que los estromatolitos de este sitio mantienen en milímetros todos los ciclos biogeoquímicos de los que dependen los organismos grandes. La experta comentó que Forest Rohwer encontró en 10 gramos de estromatolitos de Cuatro Ciénegas 17 mil virus diferentes, todos ellos nuevos para la ciencia y asociados con bacterias marinas.

La importancia de los virus

El material genético es clave para conocer el futuro de la vida y fundamental para el desarrollo de la biotecnología en México, puntualizó Luis Enrique Eguiarte.

Los virus, señaló, son los responsables de que diariamente se termine un tercio de la vida microbiana marina; son los predadores más feroces y regulan los ciclos de la vida. Son organismos poco estudiados por los biólogos pero, quizá, los generadores más importantes de la evolución y la biodiversidad, porque liberan los nutrientes y dejan espacio para que pueda propiciarse mayor diversidad.

También hay un estudio del grupo del Cinvestav Irapuato, en prensa, sobre el primer genoma de Cuatro Ciénegas, que será el tercer hallazgo independiente con el que se acredita la misma hipótesis: que este lugar es la evidencia de vida más antigua del mundo, adelantó.

El estudio inicial de Souza se basó en la comprobación de que 50 por ciento de las bacterias de este lugar guardan más parecido con las del mar que con cualquier otro lugar. Se demuestra ahora, desde el análisis de los virus que, en efecto, los pozos de Cuatro Ciénegas pertenecieron al mar Jurásico.

Asimismo, se constata que es una máquina del tiempo donde pueden conocerse aspectos de este lugar antiguo y entender los procesos, no sólo del Jurásico, sino también algunos más arcaicos, cuando los seres vivos se alimentaban de metales, metano, y el fósforo, elemento constitutivo del ADN y de las membranas, era el más limitante de la vida, al encontrarse en muy pequeñas cantidades.

Las comunidades de bacterias referidas son casi idénticas a las que ahora se observan en el Valle de Cuatro Ciénegas y en Barbados, Bahamas, y Australia, entre otras áreas.

Lamentablemente, concluyó, este lugar continúa con la amenaza de desaparecer por el mal uso del agua que se hace en la región. A la fecha ya se perdieron nueve pozas, una laguna y varios ríos.

Artículo publicado en Gaceta UNAM, Número 4058, 24 de marzo de 2008.

The following comments are owned by whomever posted them. This site is not responsible for what they say.

Need help?

LiveZilla Live Help

 

Currently online

Error in PHP Block. Function, phpblock_anon_whosonline, does not exist.

 Visitors & Countries

Since 24-04-12 -Site Statistics

PLoS Hubs Biodiversity

There was a problem reading this feed (see error.log for details).

AlertNet: Climate Change

There was a problem reading this feed (see error.log for details).

Connect & Share